Ago 30, 2018   |   Por    |    Uncategorized

Firma del convenio de cooperación Corea – Ecuador

Con el fin de construir un proyecto de generación de energía fotovoltaica y un sistema de almacenamiento energético en la isla San Cristóbal en Galápagos, los gobiernos de Ecuador y Corea del Sur firmaron un Memorando de Entendimiento este miércoles 23 de agosto en Quito. El proyecto tiene como objetivo aportar a la disminución de combustibles fósiles en las islas Galápagos, con lo cual el Estado ecuatoriano se beneficiaría de la generación de energía renovable solar y al mismo tiempo, generaría un ahorro, ya que se disminuye el uso de diésel para la producción de electricidad.

El acuerdo fue firmado por Mauro Intriago, Viceministro de Electricidad y Energía Renovable de Ecuador (MEER), y Hak-Do Kim, Presidente Ejecutivo de Korea Institute for Advancement of Technology (KIAT). El proyecto está alineado a la política gubernamental de “Cero combustibles fósiles” en Galápagos y de esta manera contribuir a la mitigación del Cambio Climático.

Durante su intervención, el señor Dak-Do Kim destacó que “Para el año 2020, las islas Galápagos estarán cubiertas con fuentes de energía 100% renovables, como política Cero Combustible Fósil en las islas. Sabemos que están promoviendo activamente el desarrollo de nuevas fuentes de energía ecológicas”. El señor Hak-Do Kim enfatizó que “en este proyecto de micro redes que utilizaría energía renovable, mejorará la calidad de vida de los residentes locales y, además, compartirá el conocimiento de la operación y mantenimiento para fortalecer la capacidad de las instituciones energéticas locales”.

El presupuesto destinado para su ejecución es de $6 millones de dólares aproximadamente; los mismos que representan una Cooperación Oficial para el Desarrollo ODA – Official Development Assistance – del gobierno de la República de Corea del Sur, es decir, son de carácter no reembolsable. Los fondos han sido canalizados a través del KIAT. El proyecto será ejecutado por ElecGalápagos EP y el consorcio de las empresas coreanas Woojin y KEPCO, y consisten en una planta fotovoltaica de 1MW y un sistema de almacenamiento de 1.4 MW en la isla San Cristóbal – Galápagos. Estas plantas serán construidas en un terreno donado, cercano al aeropuerto de San Cristóbal y beneficiará a los más de 7.000 habitantes de esa isla.

Desde la firma de este convenio, tomará 2 años llevar a cabo la construcción de los sistemas de energía solar fotovoltaica, es decir, se obtendrá energía de la radiación solar. Debido a la creciente demanda y a los beneficios medioambientales de su generación, la energía solar fotovoltaica se ha convertido en la tercera fuente de energía renovable más importante en términos de capacidad instalada en el mundo.

Siendo que el gobierno ecuatoriano se ha planteado la disminución de consumo de combustibles fósiles en Galápagos, esta nueva planta se suma al proyecto fotovoltaico de Santa Cruz ejecutado por KOICA, la agencia coreana de cooperación con fondos no reembolsables, proyecto que fue entregado en el 2016.

“Hay un dicho que me gusta y dice: dos cabezas piensan mejor que una. Ambos países, Ecuador y Corea del Sur juntos, más allá de América Latina, para ser pioneros de la gigante región económica de Asia-Pacífico como verdaderos compañeros, esperamos desarrollar y prometemos hacer nuestro mejor esfuerzo para lograrlo”, enfatizó el señor Hak-Do Kim.

Acerca de Hak-Do Kim

Actualmente Hak-Do Kim es presidente Ejecutivo de Korea Institute for Advancement of Technology (KIAT); desde 1988 ha ejercido cargos de liderazgo para la formación de política pública relacionada al desarrollo tecnológico, industrial y comercial de la República de Corea del Sur. En el período 2015-2017, fue viceministro del MOTIE- Ministerio de Comercio, Industria y Energía.

Acerca de Korea Institute for Advancement of Technology KIAT

El Instituto Coreano para el Adelanto de la Tecnología (KIAT) fue establecido en mayo de 2001 como una organización semi-gubernamental bajo el Ministerio de Comercio, Industria y Energía de Corea – MOTIE (Ministry of Trade, Industry and Energy).

Para el Estado de la República de Corea del Sur, KIAT cumple la misión de liderazgo para el desarrollo tecnológico industrial y fortalecimiento para la infraestructura. Adicionalmente, es considerado como una institución social para la innovación industrial y creación de plazas de trabajo a nivel corporativo.

KIAT es una organización de apoyo integral para la tecnología industrial en planificación de políticas, fomento de cooperación entre la industria y la academia, el desarrollo de materiales y componentes, la cooperación tecnológica internacional, la comercialización de tecnología, y el apoyo a la industria local, así como soporte para las empresas de tamaño mediano. En KIAT, consideran que, con la llegada de la Cuarta Revolución Industrial representada por la inteligencia artificial, los grandes datos y el Internet de las cosas, la innovación en la fabricación se convertirá en un componente crucial para responder a las tendencias del mercado cada vez más cambiantes.

KIAT pretende establecer un sistema de apoyo a la innovación que genere un ciclo virtuoso: por un lado, apoyo activo a la innovación tecnológica en empresas, y en contraparte, a las universidades e institutos de investigación de modo que generen un mercado próspero.

Para lograrlo, en KIAT siempre toman en cuenta las necesidades de sus clientes para la planificación y desarrollo de políticas consecuentes. El fin último de KIAT es enfocar todos los esfuerzos para proporcionar más y mejores empleos de calidad y contribuir a una economía más innovadora.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *